top of page
Buscar
  • TRES INTERIORES

3 barrerras que te impiden salir del desorden y la acumulación de objetos que te rodea

En la vida cotidiana, enfrentamos una multitud de desafíos que pueden dificultar nuestra capacidad para mantener el orden y la armonía en nuestro hogar y en nuestra vida. Desde el estrés del trabajo hasta las demandas de la vida familiar, a menudo nos encontramos luchando contra el desorden y la acumulación de objetos que parecen abrumarnos.

Pero, ¿qué es exactamente lo que nos impide salir del desorden? ¿Por qué nos resulta tan difícil mantener nuestro entorno sin acumulación de objetos y organizado? En este artículo, exploraremos en profundidad las tres barreras clave que nos mantienen atrapados en el desorden y cómo podemos superarlas para crear un hogar y una vida más ordenados y satisfactorios.


Barrera 1: Dependencia de la fuerza de voluntad

La primera barrera que debemos abordar es nuestra dependencia de la fuerza de voluntad para mantener el orden en nuestras vidas. Muchas personas creen erróneamente que con suficiente determinación y esfuerzo, pueden superar cualquier obstáculo, incluido el desorden en sus hogares. Sin embargo, la realidad es que la fuerza de voluntad por sí sola rara vez es suficiente para mantener un ambiente ordenado a largo plazo.


¿Por qué? Porque la fuerza de voluntad es un recurso limitado y fácilmente agotable. Si confiamos únicamente en nuestra voluntad para mantener el orden, eventualmente nos encontraremos superados por el cansancio y la frustración, lo que nos llevará a abandonar nuestros esfuerzos por completo.


Consejos para abandonar el desorden
Consejos para abandonar el desorden

En lugar de depender exclusivamente de la fuerza de voluntad, es importante hacer un cambio de mentalidad rompiendo las creencias y patrones que te impiden crear y mantener el orden de manera eficiente y sostenible. Con ello conseguirás por fin simplificar tus pertenencias, establecer sistemas de almacenamiento efectivos y rutinas de organización, y así acabar con el desorden en tu vida.


Es fundamental además llegar a conocer las mejores prácticas de organización y encontrar estrategias que funcionen específicamente para tí y tus necesidades individuales. Al hacerlo, podrás liberarte de la constante lucha contra el desorden y crearás un ambiente que fomente la calma y la serenidad en tu vidas.


Barrera 2: Excusas y postergación

La segunda barrera que enfrentamos es la tendencia a recurrir a excusas y postergar la tarea de enfrentar el desorden en nuestras vidas, buscando un camino diferente al ya intentado y fracasado en repetidas ocasiones en el pasado. Con demasiada frecuencia, nos engañamos a nosotros mismos diciendo que no tenemos tiempo para abordar el problema, que podemos posponerlo para más adelante, o qué para qué volverlo a intentar si ya hemos probado todo y nunca lo hemos conseguido.


Sin embargo, postergar solo prolonga nuestro sufrimiento y nos impide disfrutar de la paz y la tranquilidad que proviene de vivir en un ambiente ordenado. En lugar de posponer esta tarea, busca ayuda y soluciones para abordarlo de manera efectiva.

.

Bebé ordenando sus juguetes
Bebé ordenando sus juguetes

Una forma de superar esta barrera es asumir que no tenemos la solución en nosotros mismos y reconocer que necesitamos ayuda para conseguirlo.


Es importante reconocer y desafiar las excusas que nos impiden actuar. Ya sea el "no tengo tiempo" o el "no tengo dinero para invertir en solucionarlo", debemos ser conscientes de estas excusas y reemplazarlas con pensamientos y acciones positivas que nos impulsen hacia adelante, de lo contrario dejaremos pasar de nuevo años en los que el dinero de la posible ayuda, se habrá esfumado en más y más objetos que se acumulan en casa habiendo agrandado el problema.


Barrera 3: Miedo al cambio y autolimitación

La tercera barrera clave que enfrentamos es el miedo al cambio y la autolimitación. Este miedo al cambio nos lleva a aferrarnos a lo familiar, incluso cuando sabemos que el cambio sería para nuestro beneficio. Nos resistimos a salir de nuestra zona de confort, prefiriendo mantenernos en situaciones conocidas aunque no nos estén sirviendo realmente. De igual manera que nos aferramos a los objetos por miedo a no tenerlos en un futuro en el que sí los pueda necesitar, o por miedo a que los recuerdos asociados a ellos desaparezcan en el momento que me desprenda de ellos.


Superar esta barrera requiere un acto de valentía y autoreflexión. Necesitamos ser conscientes de las creencias autolimitantes que nos están frenando y desafiarlas activamente. Esto implica estar dispuestos a salir de nuestra zona de confort y enfrentar los desafíos que el cambio puede presentar. Aunque pueda ser intimidante al principio, es importante recordar que el cambio es inevitable y necesario para nuestro crecimiento personal y bienestar general.


Ordenación de espacios
Ordenación de espacios

Al abrirnos a nuevas posibilidades y desafiar nuestras creencias limitantes, podemos liberarnos del desorden y crear un hogar y una vida que reflejen nuestra verdadera esencia y potencial. Esto nos permite vivir con más autenticidad y plenitud, disfrutando de la paz y la armonía que proviene de vivir en un ambiente ordenado y satisfactorio. En última instancia, superar el miedo al cambio nos permite alcanzar nuestro máximo potencial y vivir la vida que realmente deseamos.


Realizar un verdadero cambio en ti que deje atrás el desorden y la acumulación de objetos.

Romper con estas 3 barreras clave mencionadas requiere un enfoque holístico que aborde tanto los aspectos prácticos como emocionales y sentimentales del problema. Empezando por entender y desafiar nuestras creencias autolimitantes, para luego poder implementar soluciones y hábitos de organización efectivos, y así conseguir un hogar y una vida más ordenados y satisfactorios.



Elena Martínez Martín
Elena Martínez Martín

Si te encuentras luchando contra el desorden y la acumulación de objetos en tu vida, te animo a que te tomes el tiempo para reflexionar sobre las barreras que podrían estar impidiéndote avanzar y a que te comprometas a tomar medidas concretas para superarlas. Ya sea buscando ayuda profesional o buscando recursos y herramientas que te ayuden en tu viaje. Recuerda que no estás solo y que siempre hay otras opciones disponibles para ti. Si deseas más información de ayuda en tu viaje hacia una vida más ordenada, te invito a conocer mi programa de ayuda ¡El cambio comienza hoy mismo!


23 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page